¿Qué es alojamiento web y por qué lo necesitas?

Si ya decidiste obtener tu propio sitio web para tu negocio. ¡Felicidades!, es un primer e importante paso, lo primero que necesitas es una presencia en línea donde puedas mostrar toda la información de tu empresa, productos, servicios y mucho más.

Para tener un sitio en línea necesitas tener tu propio espacio inmobiliario en línea, es como alquilar una ubicación comercial o ser propietario de un terreno para que puedas establecer tu sitio web. Por supuesto, sin esta propiedad inmobiliaria, no tienes dónde almacenar y exhibir tus productos.

Básicamente, el alojamiento web es el espacio en línea en el que puedes almacenar todos tus archivos, como imágenes de productos, videos, textos o programas; necesarios para ejecutar tu sitio web. Es importante trabajar con una empresa de alojamiento web confiable que te proporcione tu propio espacio de almacenamiento en sus servidores web.

¿Qué es el alojamiento web y por qué lo necesitas?

Un servicio de alojamiento web te permite almacenar tus archivos web a través de una red de computadoras de gran potencia llamada servidores web. Cuando un visitante ingresa tu dirección web (www.tusitio.com), indicará a Internet que se conecte a los servidores web que almacenan los archivos de tu sitio web y transferirá la información del sitio web a la computadora del visitante. Desde aquel lugar, el visitante podrá navegar y ver páginas de tu sitio web.

Hay dos métodos para obtener un servicio de alojamiento web:

1. Configurar tu alojamiento web

Si elijes esta opción, debes tener una conexión fija a Internet y el equipo adecuado, como los servidores web. Por supuesto, tu Proveedor de Servidor de Internet (ISP) debe tener la capacidad para dicho uso. También necesitas tener el tiempo y las habilidades para administrar y configurar los servidores web, instalar firewalls, protección antivirus y otros.

2. Encuentra un proveedor de servicios de alojamiento web

Si no tienes tiempo y el conocimiento para hacer todo el trabajo preliminar para el alojamiento de tu sitio web, lo más adecuado es encontrar un proveedor de alojamiento web. Esto te permite dejar las complicadas funciones de alojamiento a un servidor web acreditado mientras te concentras en desarrollar tu sitio web.

Antes de elegir un proveedor de alojamiento web, asegúrate de que tengan las siguientes características:

  • Servidor fuerte y conexión de red: Para garantizar que tu sitio web se cargue rápidamente en cualquier momento del día con una opción de actualización en caso de que crezca el tráfico de tu sitio web.
  • Asistencia al cliente las 24 horas, los 7 días de la semana: La atención al cliente es un punto fundamental, ya que te ayudará con cualquier problema relacionado con tu alojamiento web.
  • Espacio en disco: Es el espacio de almacenamiento para guardar todos los archivos web.
  • Ancho de banda: Es la cantidad de datos que un sitio web puede transmitir durante un determinado período de tiempo. También mide la velocidad de tu sitio web.
  • Panel de control: Te permite administrar tu sitio web, como respaldo de archivos, creación de direcciones de correo electrónico, etc.
  • Sistema de gestión de base de datos: Para que puedas agregar tu propia base de datos cuando sea necesario.
  • Acceso FTP 24/7: Se usa para transferir archivos entre computadoras en una red como Internet.
  • Otros: La mayoría de los servidores web ofrecen funciones adicionales como alojamiento de nombres de dominio, certificado SSL, protección contra correo no deseado, copia de seguridad de archivos, etc.

Neothek ofrece servicios de web hosting SSD, registro de dominios, certificados SSL, correo electrónico, diseño de páginas web y diseño gráfico.

Share This Post On