Formas de protegerse contra el robo de identidad

robo de identidad

Una gran cantidad de personas son víctimas de robo de identidad cada año, el robo de identidad está en todas partes y el número de incidentes de fraude de identidad va en aumento.

Afortunadamente, hay algunas formas fáciles de reducir el riesgo de convertirte en otra víctima de robo de identidad, te presentamos algunos consejos para protegerte:

No compartir de más en las redes sociales

Gracias a redes sociales como Facebook y Twitter, las personas están poniendo bastante información personal en línea, dejando disponible su información a merced de posibles criminales. Los usuarios con un historial largo en las redes sociales son casi dos veces más probables a convertirse en víctimas del robo de identidad que los usuarios nuevos.

La buena noticia es que puedes protegerte. Es recomendable establecer tu configuración de privacidad al más alto nivel y no compartir datos como tu fecha exacta de nacimiento, o la información que podrías utilizar para responder tus preguntas de seguridad, como el nombre de soltera de tu madre.

Mantén actualizado tu software antivirus y antimalware

Cada vez más, los ladrones de identidad están usando virus y programas dañinos conocidos como malware para robar la información financiera de las personas.

Estos programas pueden ingresar a tu computadora personal de varias maneras, la más común es el correo electrónico con enlaces o archivos adjuntos que al hacer clic en ellos, instalas algún programa dañino en tu máquina. A partir de ahí, pueden grabar pulsaciones de teclas de tus contraseñas, secuestrar sesiones de banca en línea y explorar tu PC para obtener información financiera.

Además de mantener actualizado el software antivirus y anti-malware, otra forma de evitar que el malware te haga daño es mantener limitada la información financiera de tu PC. Lo más aconsejable es rechazar cada vez que te pida que guardes tu contraseña cuando estés conectado a un sitio financiero.

Maneja tus documentos financieros con cuidado

Los documentos físicos no son tan peligrosos como antes, simplemente porque robarlos de un buzón o de la basura puede ser un trabajo peligroso para los ladrones. Sin embargo, la clave para minimizar el riesgo es almacenar cuidadosamente tus documentos necesarios y destruir los que no necesitas.

Ciertos documentos deben ser retenidos para fines fiscales y de otro tipo. En pocas palabras, deberías destrozar documentos regularmente que ya no necesitas, especialmente aquellos que tienen algún tipo de número de cuenta o información de identificación.

Crea contraseñas seguras

En un mundo donde la banca en línea está cada vez más presente y el acceso a tu tesoro de valores es sólo un nombre de usuario y una contraseña, tener una contraseña fuerte es importante.

Eso se debe a que una vez que los ladrones se han puesto al corriente de tu dirección de correo electrónico o nombre de usuario de tu cuenta, a menudo tratan de adivinar tu contraseña manualmente o mediante un programa de computadora para probar miles de contraseñas hasta encontrar la correcta.

Para evitar convertirte en una víctima del robo de identidad, mantente alejado de las contraseñas obvias, como “12345” la cual no es una buena contraseña.Incorpora espacios, caracteres especiales, números, letras minúsculas y mayúsculas.

Cualquiera que sea tu contraseña, no debe ser una palabra que se encuentre en el diccionario, el usar contraseñas múltiples también puede limitar el daño que un ladrón puede hacer, especialmente para tus cuentas bancarias en línea.

Ten cuidado con las conexiones Wi-Fi no seguras

Puede ser conveniente hacer banca en línea en una cafetería o mantener tu red Wi-Fi casera sin protección para evitar escribir una contraseña, pero los criminales se han vuelto cada vez más expertos en interceptar comunicaciones Wi-Fi no seguras.

No deberías realizar operaciones bancarias o buscar tus cuentas financieras en una red Wi-Fi no segura, otras personas que están sentados junto a ti en la misma red podrían tener acceso a tu información.

Para protegerte, se recomienda poner una contraseña en tu red Wi-Fi doméstica y esperar hasta llegar a casa o a otra red segura para realizar transacciones financieras.

No te involucres en fraudes de phishing

Phishing, o la práctica de enviar correos electrónicos fraudulentos solicitando información financiera o hacer que los usuarios hagan clic en vínculos o adjuntos cargados de virus, es una creciente amenaza de robo de identidad. Eso es porque los correos electrónicos de phishing han crecido cada vez más, gracias a la creciente información disponible para los ladrones.

Para evitar convertirte en una víctima, lee los correos electrónicos cuidadosamente antes de hacer clic en enlaces o archivos adjuntos, especialmente si un correo electrónico sale de la nada o pide información personal o financiera. En lugar de hacer clic en esos enlaces, se recomienda ponerse en contacto directamente con la empresa, utilizando la información de contacto que sabes que es confiable.

Supervisa de cerca tus cuentas bancarias y de crédito

Comprobar tus estados de cuenta de tarjeta de crédito y débito en línea a diario es una buena manera de limitar el daño que los estafadores pueden hacer a tus cuentas.

En estos días muchos ladrones son realmente más astutos, en lugar de sustraer una cantidad grande y obvia que puede desencadenar una alerta de fraude, ahora solo sustraen pequeñas cantidades, con la esperanza de permanecer sin ser detectados el mayor tiempo posible.

Neothek ofrece servicios de seguridad Anti-Virusweb hosting, registro de dominios, correo electrónico, certificados SSL, diseño de páginas web y diseño gráfico.

Comparte!

Author: Neothek

Share This Post On